CODIGO T.V, MITOS Y LEYENDAS, NOTICIAS, REPORTAJES, CHICAS, KINCUTY Y PAVOLO, POLITICA

jueves, 1 de octubre de 2015

COMPRAVENTA DE ENCUESTAS

CODIGO 32
Por Eugenio Taveras
SANTIAGO, REP. DOM.
ESPECIAL PARA SIPRED
El martes 29 de septiembre de 2015, tempranito en la mañana, mis oídos tuvieron que escuchar una mentira más de las tantas a las que nos tienen acostumbrados, peor aún si se trata de la manipulación de encuestas en tiempos de campaña para favorecer al que paga ese sondeo.

El dueño de la firma encuestadora, responsable del último adefesio inventado, es el Lic. José Herrera, el cual fue mi profesor de la asignatura Moneda y Banca en la década de los ochenta en UTESA cuando estudiaba Contaduría Pública.
Resulta vergonzoso para mí tener que escribir el párrafo anterior, como aberrante es pensar que esta vaina se jodió y que por la plata baila el mono, pero peor aún recordar que la vida y sus orientadores me enseñaron que todo dinero no se gana, y mucho menos a sabiendas que con ciertas informaciones se engaña a un público que, en su mayoría, no sabe si carece de cerebro o lo tiene colocado dentro de los huesos que están debajo del cuero cabelludo.

La encuesta de marras hace referencia a las preferencias de los habitantes del municipio de Santiago de los Caballeros a la alcaldía y coloca en primer lugar a Abel Martínez con un 39%, con dos semanas de haber comunicado sus aspiraciones, sobre un lejano 12% para Monchy Rodríguez.

La verdad ha de ser dicha, el dueño de los comedores económicos tiene casi dos años tirado a la calle de en medio gastando millones, fruto del trabajo “tesonero y honesto”, sin el más mínimo pudor y con el mayor de los descaros, obligando a la gente bajo su mando a asistir a sus discursos y caminatas, sin importar el otro costo económico que representa tal aberración para los que pagamos impuestos.

Para que no haya confusión quiero dejar bien claro que no es que esté a favor de Monchy, porque Santiago no se merece un castigo peor, y eso es mucho decir, sino la vergüenza que siento el tener que escuchar resultados tan atroces, cuando la realidad es otra, solo porque la política en este bendecido país se maneja a base de cuartos y la percepción es cambiada de la noche a la mañana, pues, con una encuesta manipulada y dos o tres cientos de miles repartidos entre los periodistas-comunicadores que viven de eso, se cambia la dirección del viento. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Los comentarios de los lectores no deben ser ofensivos a personas e instituciones,de lo contrario nos revervamos elderecho de su publicación o no